Ponemos el grito en el cielo con los animales que nos dicen que son capaces de comer los chinos, prácticamente con que nazcan, se reproduzcan y mueran lo consideran suficiente para llevarlos al plato.

Soy un amante de lo que viene del mar y haciendo un poco de lectura e investigación, que de todo hay que leer, me encuentro con que limitándonos a Andalucía, en sus 25 puertos pesqueros se comercializan de una u otra forma una cantidad ingente de especies de vertebrados e invertebrados, que a lo largo de sus costas engullimos con fruición.

Si repasamos estos últimos que se suelen servir antes de pasar a los vertebrados más formales, es habitual en nuestras mesas y cocinados de muy diversas formas todo tipo de decápodos: galeras, gambas rosadas y blancas, carabineros, morunos, langostinos, camarón de los que leo que hay no menos de 12 especies desde el camarón de piedra hasta las quisquillas. Si nos pasamos a los de concha dura podemos encontrar en nuestras costas: cigarras de mar, santiaguiños, langostas, bogavantes, cigalas, cangrejos de muy diversos tipos tales como: de las marismas, sastres, real, del atlántico, rojos, morunos y los exquisitos barriletes. Además centollas, bueyes de mar y nécoras alegran la mesa obligándonos a vigilar nuestros niveles de ácido úrico.

Los gastrópodos han pasado por nuestras cazuelas en más de una ocasión: lapas, oreja de mar, caracolas, búsanos, bocinas, mugáridas, peonzas rugosa, bígaros, piés de pelícano, cascos tirreno y las fantásticas cañaillas

Los bivalvos como las arcas barbadas, dátiles de mar, petacas, zamburiñas, volandeiras y alguno que otro más exóticos se unen a los clásicos mejillones, vieiras, ostiones y ostras, nuececillas, berberechos, corrucos o langostillos, cocha finas, relojes, escupiñas, clicas y almejas del tipo tonta, blancas, chirlas, doradas, fina, japonesa, babosa, chocha, y las maravillosas coquinas tellerinas, lisas o deliciosas y por supuestos las gaditanas de fango. Si los alargamos nos encontramos con los muergos, longueirones y navajas.

De cefalópodos solemos utilizar los chocos, choquitos, choquitos picudos, globitos, calamares, calamarínes picudo, potas voladora, costera y europea; pulpos comunes, blancos y almizclados.

No nos olvidemos de los erizos, ortiguillas, percebes y alguno más que conocerás de forma local y que muy a mi pesar no he llegado a probar.

Y nos sorprendemos de los chinos. Ya otro día, si eso, hablamos de pescados que esto es el aperitivo.

0 Comentarios

Contesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

CONTÁCTENOS

Escríbanos un email y le contestaremos lo antes posible. Gracias.

Enviando

©2018 Academia Andaluza de Gastronomía y Turismo

Inicia Sesión con tu Usuario y Contraseña

¿Olvidó sus datos?