Hablar de la versatilidad de nuestros productos es como hablar de nuestra herencia cultural. Andalucía en sí misma es variada y rica, así como también lo es nuestra despensa. Una cocina con raíces que penetran hasta lo más profundo de las diferentes civilizaciones que dejaron su huella en este paraíso. En cada rincón de este territorio podemos encontrar infinidad de elaboraciones procedentes de recetarios olvidados, perdidos en el tiempo, pero que conservan aún el sabor intacto de su origen.

La procedencia de nuestros alimentos y bebidas es casi sagrada, ilustres pueblos y ciudades, que con solo pronunciar su nombre hacen salivar. Hablar de lo mejor del mar y de la montaña, de la campiña y la huerta; así como la excelencia en el servicio es hablar de Andalucía.

Por si todo esto fuera poco, introduzcan a hora otro ingrediente; sus cocineros. Hay pocos Iugares en el mundo con tanto arte independientemente de la técnica utilizada. En la que nos atañe, en el arte de los fogones, estamos bendecidos por Michelin, en la de los vinos y bebidas por Baco, y en la del humor por Martínez Ares. Consciente de que somos consecuencia directa de nuestro pasado pero responsables de nuestro presente y futuro, es ahora más que nunca cuando debemos trabajar para conseguir llevar nuestra manera de ser, de nacer y cocinar a la mesa de cualquier hogar.

Esta selección de productos y cocineros es un fiel reflejo de la capacidad que tenemos para generar el cambio y romper con lo establecido, ofrecer una nueva visión de consumo incorporando nuestros ingredientes a recetarios oriundos de otras latitudes. Esto no solo es posible sino que es altamente recomendable para el comensal. La versatilidad de nuestra Bodega es absolutamente apabullante, las copas presiden platos en Tokio, Shangai, Berlín, Nueva York o Londres. Nuestros Aceites de Oliva Virgen Extra son la piedra angular de nuestra gastronomía y parte indispensable de nuestra felicidad; después de Don Quijote probablemente la mayor aportación española al mundo.

Llegados a este punto no puede haber confusión ya que somos los mejores del mundo también en la elaboración del Jamón Ibérico de Bellota, el Atún Rojo de Almadraba o el Caviar Ecológico certificado. Estos tres solitos son nuestra punta de lanza en las cartas de los establecimientos más prestigiosos y los responsables en gran medida de que muchos cocineros internacionales pongan foco en nuestros productos y sus capacidades para incorporarlos a sus platos.

No soy del todo objetivo sin recordar nuestros productos hortofrutícolas, cultivos diversos y extensa ganadería que merecen el mismo reconocimiento y valor, y así podemos encontrarlos en las principales lonjas de media Europa como referentes de calidad. Somos lo que somos, también lo que comemos y afortunadamente para nosotros a muchos les gusta cómo lo hacemos. Nos escogen de manera recurrente como destino para su ocio y seleccionan nuestras marcas sobre otras. No tengamos complejos y enorgullezcámonos de nuestros productos andaluces y de nuestros creativos cocineros que no conocen límites. Disfruten con esta obra de arte culinaria que tienen entre sus manos, atrévanse a experimentar por sí mismos y recuerden que para todo siempre hay una primera vez.

Iván Llanza venenciando en Bodegas Osborne

©2022 Academia Andaluza de Gastronomía y Turismo

Inicia Sesión con tu Usuario y Contraseña

¿Olvidó sus datos?